FS Valdepeñas: Diez minutos para aprender

Crónica Jesús Fernando Medina Torres @JesusFMedinaT Fotos FSValdepeñas

 

Los diez primeros minutos en Mengíbar, quedarán grabados esta temporada como lección de la Segunda División. Al final el coraje de la segunda parte no pudo voltear el marcador cayendo los azulones por 6-4. Dobletes de Dani Santos y Kike que no pudieron romper el candado jienense.

 

Se esperaba emocionante la tarde en Mengíbar, ambiente espectacular, con más de un centenar de azulones, si no fueron dos. Con una marea azulona entregada a cuerpo y alma, pero Mengíbar tenía preparada una tormenta perfecta, diez minutos para el olvido y para aprender.

 

Pronto se pondría el encuentro cuesta arriba, cuando en una pérdida de Dani, Miguelao la aprovechaba para subir el primero. Los azulones, de blanco en el partido, habían empezado presionando bien, pero sin coger el mando del choque. Los locales jugaban a lo que querían y Valdepeñas no podía. Se multiplicaban los errores en las jugadas de estrategia, primero fue Tony el que subió el segundo y después era Fran Peña el que ponía el tercero. Todo en los diez primeros minutos, una lección de lo que esta categoría es, y sobre todo esta temporada, de la más igualada de los últimos años.

 

Leo Herrera tenía que cambiar la dinámica y lo hizo con el juego de cinco, Mimi se puso la camiseta de portero jugador, desde ese momento el Valdepeñas fue más reconocible. Llegando al minuto 14 de primera parte, Dani Santos se sacaba un espectacular derechazo desde la esquina izquierda para batir a Manu por la escuadra. No tardaría ni un minuto, cuando otra vez el ‘ratón del área’, recortaba las distancias al 3-2 con un fuerte punterazo ajustado al palo. Javi Garrido estuvo lúcido y sabía que había que romper el ritmo, sacó portero jugador para sorprender a los vinateros y en la primera jugada, una jugada extraña que terminó con el balón dentro de la red tras tocar Iván Quintín.

 

La escuadra valdepeñera siguió apostando por el juego de cinco y Zamo tuvo en sus pies una jugada para volver a meter en el marcador al equipo, pero no estuvo acertado y en el siguiente envite, el portero de Mengíbar, Manu, tiraba desde su área, pegando el balón en ambos palos, con tan mala suerte  para Iván Quintín que al llegar forzado terminó por meter el balón dentro de su portería, obviamente él no quería. Nuevo varapalo para el conjunto de Leo, que cuando empezaba a carburar, recibió dos nuevas bofetadas. Con el 5-2 se iba el partido a vestuarios, había mucho que cambiar para la segunda mitad.

 

Y cambió, un Massey Ferguson / Bodegas Fernando Castro F.S. Valdepeñas, más serio en defensa y apostando por su juego. Pasados tres minutos tras a reanudación, Manu García recibía de espaldas en el área y era derribado, decretando el colegiado penalti. ‘El niño de la casa’, Kike, cogió el balón y lo plantó en el punto de penalti, su disparo no tuvo respuesta de Rafa que había salido al lanzamiento, recortando el tanteo al 5-3. El juego azulón puso en complicaciones a Mengíbar, pero los palos, el último pase o la defensa numantina de los megibareños, evitaban que el cuarto gol no llegara.

 

Conforme transcurría el encuentro, se iba calentando y crispando el ambiente en pista, Mengíbar acumulaba faltas hasta llegar a la quinta con diez minutos por delante. Los azulones alternaban juego de cuatro con el portero jugador y cuando se aproximaba el 33 de partido, de cinco, Kike ponía el 5-4. La marea azulona empezó a empujar más que nunca y eso lo notaron los jugadores en pista. Pero la experiencia de los jugadores de Mengíbar marcaba que había que volver a romper la dinámica, tras la segunda falta del Valdepeñas, se montó una tangana que paró el partido durante varios minutos. Al final reparto de tarjetas y vuelta a la calma, calma tensa, porque poco después Zamo estrelló un balón en el larguero con Valdepeñas jugando de cinco.

 

Pero no era la tarde azulona, a casi dos del final, Miguelao se sacó un jugadón personal y superaba a Mendiola, cerrando casi el partido con el 6-4. Los azulones lo siguieron intentando incluso a falta de 30 segundos, tuvo Dani Santos opción desde doble penalti, que se repitió, pero el ratón no acertó, acabando el encuentro con el 6-4.

 

Un mal comienzo que se muestra como aprendizaje para esta temporada, toca descansar, para el lunes volver a trabajar y corregir los errores cometidos para saltar el sábado que viene con toda la confianza para dar una alegría a toda la marea azulona, por su esfuerzo cada fin de semana.

 

Próximo partido, jornada 3, de la 2ª División de la LNFS, sábado 30 de septiembre, a partir de las 18:15 horas, Ciudad Deportiva Virgen de la Cabeza, Massey Ferguson / Bodegas Fernando Castro F.S. Valdepeñas – Real Betis Futsal.

 

 

(Visited 33 times, 1 visits today)

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.




Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.