CARTA A BAYUELA FS. Cuando el esfuerzo encuentra su recompensa

FERNANDO PULIDO CARRILLO

Es habitual ver como el deporte aviva en las personas sentimientos indescriptibles. Ciertas actitudes o emociones salen a la luz en un ámbito donde el éxito no se alcanza exclusivamente con títulos. Creer en lo que se hace y tener constancia ante las adversidades posiblemente derivará en esos triunfos que busca todo deportista o club deportivo y que tanto reconfortan. Si se fija el objetivo principal de trabajar con jóvenes
desde una base educativa, inculcando valores de comportamiento a nivel humano e introduciendo en ellos un gen competitivo, el éxito en forma de títulos, es tan solo una cuestión de tiempo.
El paso de los años ha mostrado una realidad: hablar de fútbol sala en Talavera y Toledo es hablar de CD Bayuela FS. Los momentos de gloria vividos por este deporte en la ciudad de
la cerámica salpicaron a toda su comarca de tal modo que muchas fueron las localidades cercanas que decidieron iniciar su andadura en una disciplina donde España es referencia a nivel mundial. Educar desde la cultura del fútbol sala en edades tempranas es una
ecuación inmejorable para el futuro de la sociedad. Con esa intención llegó Chema Blanco a Castillo de Bayuela hace ya casi una década. No se trataba únicamente de enseñar a jugar al fútbol sala, sino de transmitir conocimientos y competencias que construyesen una estructura de escuela, con unos valores y patrones de juego conocidos por todas las categorías. Fue la capacidad de creer en lo que se trabaja y estar rodeado de gente que
rema en una misma dirección, lo que han permitido situar a la escuela bayolera en el panorama regional.
La temporada 2015/2016 ha seguido un guión de ensueño, y los sueños, están para cumplirlos. En pleno agosto de 2015, cuando muchos equipos se encuentran realizando la pretemporada, CD Bayuela FS carecía de apoyo financiero para salir en categoría Juvenil.
Un año después, ese equipo es campeón del Grupo I en Juvenil Regional. Un campeón que enlazó 17 victorias consecutivas (entre ellas 7-1 a Bargas FS, subcampeón de liga) para alzarse con el título en la última jornada ante FD Deportiva y en un escenario inmejorable,
el Primero de Mayo. Sumando 42 puntos de 45 posibles, la afición de Bayuela se ha mostrado fiel e incondicional a cada cita con el fútbol sala en el Polideportivo Navahonda.
Y es que esta escuela se define así, como una gran familia. Prueba de ello fue la gran respuesta y número de asistencia que tuvo el partido de vuelta de la Fase de Ascenso a Juvenil Nacional. Tras una dolorosa derrota en Almonacid de Zorita (8-2), el equipo resurgió de sus cenizas para quedarse a la puertas de una remontada inverosímil. Con un
juego que bordó la perfección, el equipo bayolero se impuso por 9-4 en un partido que quedará en el recuerdo de todos los que aquel día sintieron el fútbol sala en las venas.
Es cierto que con frecuencia confundimos el fracaso con todo aquello que no sea ganar, pero cuando encontramos un caso como el de CD Bayuela FS, fracaso solo puede considerarse aquello que sea faltar a sus principios, a sus objetivos, a su ilusión. El éxito de esta escuela no radica en sumar título tras título. Aun así, el equipo Infantil se ha empeñado en demostrar lo contrario. Plagado de un grupo de jóvenes talentos, esta generación se ha proclamado por tercer año consecutivo campeón de liga en edad escolar sin perder ni un solo partido, dando un ejemplo modélico de que deporte y educación son un binomio que encajan a la perfección. Mal acostumbrados a ganar, la derrota cosechada en la final de la Fase Provincial supuso un duro golpe los chicos. No obstante, el subcampeonato provincial también concedía plaza en la Fase Regional que disputan los mejores equipos de cada provincia castellano manchega. Tras superar en Albacete a Sport Los Llanos (4-10), el equipo Infantil de CD Bayuela FS sucumbió en casa ante Moprisala FS, la escuela toledana que obtuvo el título final.
Ver a un integrante de tu club competir a nivel nacional debe ser una de las sensaciones que mayor orgullo generan en quienes se esfuerzan cada día por educar a los jóvenes desde el deporte. Esta recompensa se puso en escena con la participación de Tareq El Aonaji en el Campeonato Nacional Infantil celebrado en Murcia. Pese a que la selección de Castilla La Mancha concluyó su andadura en la fase de grupos, la experiencia vivida por Tareq será un recuerdo imborrable con el paso del tiempo. Para las categorías benjamín,
alevín, infantil y cadete, este hecho es un espejo donde mirarse con la ilusión de ser ellos quienes representan a la selección en un futuro.
Todo triunfo exige desafíos mayores y aquellos que conocen a Chema Blanco saben que su vida es un reto constante. Desde la escuela bayolera solo se pone en alza el deseo de que esta temporada haya servido de trampolín hacia la estabilidad. No es fácil mantenerse en un alto nivel competitivo cuando las infraestructuras y los recursos económicos de los que
se disponen son escasos o muy limitados. Cada granito de arena proyecta a CD Bayuela FS hacia un escalón mayor. El desafío es claro: mantener las categorías inferiores no basta; Castillo de Bayuela y su comarca merecen un senior autonómica. Sin duda un desafío
complicado pero posible. Porque no importan los obstáculos, dificultades o impedimentos.
Cuando uno se esfuerza, encuentra su premio.
(Visited 339 times, 1 visits today)

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.




Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.